Una corte federal de apelaciones ha emitido un dictamen que tiene enormes aplicaciones en la defensa y validación de los derechos de las personas transgénero en Estados Unidos, garantías que se encuentran bajo ataque en algunos estados y de las que, recientemente, el gobierno federal de Donald Trump se ha distanciado en lo relacionado a las escuelas.

El pasado martes, como se comenta en Vox, la Corte de Apelaciones del Séptimo Distrito Federal dictó que el Distrito Escolar Unificado de Kenosha, que opera escuelas públicas en el sur de Wisconsin, vulneró los derechos del estudiante transgénero Ash Whitaker al negarle el uso del baño de chicos.

Ver fotos
El joven transgénero Ash Whitaker (der.) y su madre Melissa. (AP)

Más

Ese tribunal dio la razón a Whitaker, de 17 años, quien alegó que el distrito escolar violó la Enmienda 14 de la Constitución, que señala que a nadie puede negársele la protección igualitaria de la ley, y las regulaciones de la ley federal llamada Título IX, que prohíbe la discriminación en escuelas con base en el sexo de la persona.

Whitaker, que es abiertamente transexual, presentó la demanda cuando se le negó en su escuela el uso del baño de chicos, bajo la premisa que la ley le concede el derecho de usar el baño de acuerdo a su identidad sexual, que es masculina, y no del sexo con el que nació, el femenino.

De acuerdo a la televisora WISN, Whitaker comentó en una conferencia que estaba “muy honrado de ser parte de algo como esto pese a todos los sufrimientos que he tenido que enfrentar”. La madre del joven, Melissa, dijo a su vez que “ningún padre, ninguna madre… quiere jamás ver a sus hijos sufrir discriminación”.

Antes, en abril, Whitaker ya había enfrentado con éxito a su distrito escolar cuando se le negó la posibilidad de competir por el título de ‘Prom King’ (rey de la fiesta de graduación) y lo hizo con el respaldo de 7.000 firmas y de 70 estudiantes de su escuela, la George Nelson Tremper High School en Kenosha, Wisconsin, según indicó The Washington Post.

Pero en el caso ante el tribunal federal el alcance es mucho mayor.

El dictamen de la Corte de Apelaciones del Séptimo Distrito Federal, en el que participó un panel de tres jueces, podría tener amplias implicaciones pues, de mantenerse firme, podría ser aplicable no sólo al caso de Whitaker sino a todos los estudiantes transgénero en todas las escuelas públicas del país e, incluso, a todas las personas transgénero a secas en lo relacionado al uso igualitario de los baños.

El fundamento de esa posibilidad se da en que si el Título IX garantiza el derecho de estudiantes transgénero en escuelas públicas de Estados Unidos a usar el baño según su identidad sexual, la victoria judicial de Whitaker le garantizará ese derecho no solo a él sino a todos los estudiantes transgénero en escuelas públicas del país.

Eso pese a que en varios estados se han impuesto normas para frenar ese uso igualitario, ya sea dictando que toda persona solo puede usar el baño que marca su sexo biológico o estableciendo baños especiales solo para personas trans, y a que recientemente el gobierno de Trump eliminó una resolución de la administración de Barack Obama que propiciaba la posibilidad de que los alumnos usaran los baños según su identidad sexual.

Y, por añadidura, ese tribunal rechazó las afirmaciones, esgrimidas por el distrito escolar y otras instancias que buscan acotar el uso del baño al sexo biológico, de que permitir a estudiantes el uso del baño según su identidad sexual pone en riesgo a otros estudiantes. La Corte dijo que no se presentó evidencia que probara esa afirmación.

Otra demanda similar, de un adolescente transgénero en Maryland, también ha sido presentada aunque aún se encuentra en trámite judicial.

Leer más

Ver fotos
El debate sobre el uso igualitario de los baños públicos en EEUU es intenso y con expresiones diversas. (Huffington Post/Yahoo)

Más

Menos de la mitad de los estados del país cuentan con leyes que protegen de la discriminación de modo explícito a la comunidad LGBTQ (entre ellos California, Illinois y Nueva York, pero no Texas, Florida ni todo el sur y gran parte del Medio Oeste y el centro del país) y son aún menos los que tienen protecciones explícitas aplicables en las escuelas públicas para menores de kindergarten al doceavo grado.

Pero, además, la resolución de esa corte ratifica que la Enmienda 14 protege explícitamente contra la discriminación a las personas transgénero, lo que abriría la vigencia de esa garantía constitucional a todos los casos de afectación de derechos y de discriminación en contra de la comunidad LGBTQ.

El caso aún no está cerrado. Los abogados del Distrito Escolar Unificado de Kenosha (entidad que expresó pesar por el dictamen judicial) estudian qué harán a continuación, y una posibilidad es que se apele a la Corte Suprema de Estados Unidos, donde un fallo sería firme a escala nacional.

En tanto, Whitaker ha dicho que seguirá en su lucha, por él y por la comunidad LGBTQ en general.”Aunque esto ha sido un paso maravilloso en la dirección correcta, queda todavía mucho trabajo por hacer, sobre todo ante la presente administración”, comentó con vehemencia el joven.

Sigue a Jesús Del Toro en Twitter: @JesusDelToro

RebloguearCompartirTuitearCompartirRead more