• Vista de los edificios en ruidas tras un bombardeo en al-Muhamadyia, en Guta Oriental (Siria) hoy, 6 de marzo de 2018. EFE
  • Vista de los edificios en ruidas tras un bombardeo en al-Muhamadyia, en Guta Oriental (Siria) hoy, 6 de marzo de 2018. EFE

1 / 3Tanques sirios en al-Muhamadyia, en Guta Oriental (Siria) hoy, 6 de marzo de 2018. EFE

Beirut, 6 mar (EFE).- La desesperación cunde entre la población de Guta Oriental, el principal bastión opositor de las afueras de Damasco y objetivo de una ofensiva gubernamental, donde al menos diecinueve personas murieron hoy por los ataques.

Según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos, esos fallecidos, entre ellos cuatro menores y dos mujeres, se registraron por bombardeos contra las poblaciones de Yisrín, Haza, Ain Tarma y Arbín, así como por disparos de artillería contra Beit Saua.

Hubo bombardeos similares en Saqba y Hamuriya, donde las fuerzas gubernamentales sirias lanzaron cohetes de tipo tierra-tierra.

Los jóvenes de la localidad de Hamuriya, que está bajo el control de la facción islamista Legión de la Misericordia, izaron en el centro de la población la bandera siria -roja, blanca y negra, con dos estrellas- en un intento de que se detengan los ataques.

Los opositores suelen emplear otro emblema, que denominan "bandera de la revolución", que es el de la época de la independencia y de color verde, blanco y negro con tres estrellas rojas.

La agencia de noticias oficial siria, SANA, publicó fotografías de varios puntos de Hamuriya, donde los jóvenes habían colocado las banderas nacionales, lo que fue confirmado por el Observatorio.

Desde el interior de esa localidad, un portavoz del opositor Consejo Local de Hamuriya, que se identificó como Ismail, dijo a Efe por teléfono que la gente se hacina en sótanos para protegerse de los bombardeos.

"Además, ha habido un movimiento grande de desplazados, son miles, de zonas que están siendo atacadas por el régimen con barriles de explosivos, aviones y artillería, como Al Ashari, Otaya y Mesraba, hacia pueblos más al interior de Guta Oriental", explicó.

Ismail subrayó que no hay sótanos suficientes para acoger a todos los desplazados, por lo que muchos arriesgan su vida permaneciendo en la calle y en edificios a ras del suelo.

A los ataques se suma la falta de comida y medicinas, que no ha hecho más que agravar el sufrimiento de los civiles.

"Hay mucha hambre, y en los centros médicos solo tratan a los heridos graves, rechazan a los leves porque no hay suficientes medicamentos y ni equipamiento sanitario", lamentó.

Ayer, Hamuriya fue objetivo de un supuesto ataque químico con gas cloro que causó síntomas de asfixia entre treinta personas, según los datos de Ismail y de la Defensa Civil Siria, que ofrece labores de rescate en áreas fuera del control del Gobierno.

Desde el 18 de febrero, Guta Oriental sufre una escalada de los ataques por parte de aviones sirios y rusos y de la artillería gubernamental que se han cobrado las vidas de 800 personas, de acuerdo al último recuento del Observatorio.

Una semana más tarde, el ejército sirio y sus aliados iniciaron una incursión terrestre en la región, donde han concentrado sus operaciones en su parte oriental.

En consecuencia, las facciones que controlan la zona han enviado refuerzos a los frentes de batalla, "sobre todo en el sureste de Guta Oriental", reveló hoy a Efe por teléfono el portavoz de la Legión de la Misericordia, Waiel Olwan.

Reconoció que en los últimos días "el avance del régimen ha sido grande debido al colapso de las líneas de defensa del Ejército del Islam".

La Legión de la Misericordia y el Ejército del Islam son las dos principales organizaciones armadas de la oposición presentes en Guta Oriental.

SANA confirmó hoy que las fuerzas armadas sirias tomaron el control del pueblo de Al Mohamediya, tras ocasionar fuertes pérdidas de personal y materiales a "las organizaciones terroristas".

El Observatorio informó ayer de que los efectivos gubernamentales habían conquistado Al Mohamediya, en manos de la Legión de la Misericordia.

Sin embargo, la agencia estatal afirmó que en Guta Oriental los soldados luchan contra el Frente al Nusra, como se denominaba antiguamente la filial siria de Al Qaeda.

Los avances de este martes se producen después de que ayer entrara a la ciudad de Duma, la mayor de Guta Oriental, un convoy humanitario que tuvo que marcharse antes de lo previsto por la continuación de los bombardeos.

La ONU denunció, además, que las autoridades sirias habían retirado el 70 % de los suministros médicos del convoy en un puesto de control antes de que accediese a la región.

RebloguearCompartirTuitearCompartirRead more