Hay tesoros escondidos en lugares inesperados, ocultos por años hasta que, sea por suerte o acción deliberada, son descubiertos para maravilla de propios y extraños. Y eso es lo que sucedió en el oscuro closet de un centro cultural en Des Moines, Iowa.

Robert Warren, director de Hoyt Sherman Place –la histórica sede del Club de Mujeres de Des Moines– hurgó hace dos años, en el fin de semana del feriado del Día de los Presidentes, en un closet en busca de banderas de la época de la Guerra Civil, según relata la televisora local WHOTV.


El cuadro ‘Apolo y Venus’ de Otto Van Veen y el cuarto en el que fue hallado en 2016 en el centro cultural Hoyt Sherman Place, en Iowa. (HoytSherman.org)

Más

Entonces, vio en una esquina entre una mesa y una pared algo que le llamó la atención: una antigua pintura al óleo sobre madera, bastante deteriorada, que mostraba una escena de Apolo y Venus. Al principio, cuenta Warren, no tenía conocimiento ni sobre la autoría ni sobre el valor de esa pintura, pero de acuerdo a la revista DSM, en una etiqueta de una casa de subasta colocada en la parte posterior de la obra se leía que el autor de la obra era el italiano Federico Barocci (1526-1612) y que el propietario del cuadro era “N.B. Collins”.

La familia Collins fue una de las donantes clave del Club de Mujeres de Des Moines y de la galería del Hoyt Sherman Place, pues a principios del siglo XX donaron cinco pinturas de importancia. Una de ellas, indicó DSM, fue vendida en 1999 por más de 4 millones de dólares, dinero que ha contribuido al fondo de preservación de ese centro cultural.

Pero ese deteriorado ‘Apolo y Venus’, que al parecer habría llegado a ese centro cultural en las primeras décadas del siglo XX, nunca fue expuesto en el Hoyt Sherman Place, quizá, indicó Warren a DSM, por su mal estado o porque mostraba un desnudo femenino que posiblemente no resultaba apropiado para los curadores o espectadores de aquella época. En todo caso, pasó muchas décadas inadvertido en un cuarto oscuro hasta que, hallado por Warren, fue enviado a Chicago para ser restaurado por el experto Barry Bauman.

Cuando llegó a su poder, narra DSM, Bauman dudó que fuera realmente un cuadro del italiano Barocci, pues por su estilo la obra se ubicaba mejor en el contexto de la pintura flamenca. Consultado al respecto por Bauman, el profesor de historia del arte Robert Baldwin consideró que el autor podría ser Otto van Veen (1556-1629), un pintor holandés importante en su época y que fue uno de los maestros de Rubens.

El centro cultural Hoyt Sherman Place en Iowa presentó el restaurado 'Apolo y Venus' de Otto Van Veen. (WHOTV)El centro cultural Hoyt Sherman Place en Iowa presentó el restaurado 'Apolo y Venus' de Otto Van Veen. (WHOTV)
El centro cultural Hoyt Sherman Place en Iowa presentó el restaurado ‘Apolo y Venus’ de Otto Van Veen. (WHOTV)

Más

Tras consultas con otros expertos, hubo consenso sobre que el autor es Van Veen y se estimó que la pintura data de alrededor del año 1600. El trabajo de restauración de ese ‘Apolo y Venus’, relata DSM, fue intenso pues la obra se encontraba muy deteriorada, pero finalmente recuperó esplendor y volvió al Hoyt Sherman Place, donde fue presentada el pasado 21 de marzo.

Aunque no se tiene un valor específico para esa pintura, la WHOTV indica que otras obras de Van Veen han sido valuadas entre 4 y 17 millones de dólares. Van Veen tuvo éxito en su época y en su taller laboró el joven Rubens en una época muy cercana al momento en que Van Veen habría pintado el ‘Apolo y Venus’.

Pero aún será necesaria una tasación formal para determinarlo. Con todo, la galería del Hoyt Sherman Place no tiene planes de vender su redescubierta obra maestra y será colocada en su colección permanente, una de las más importantes en Iowa.

Sigue a Jesús Del Toro en Twitter: @JesusDelToro

RebloguearCompartirTuitearCompartirRead more